Posted By Samuel

BANÍ, República Dominicana.- Cinco hombres armados y vestidos de militares secuestraron en la mañana de ayer a un agro empresario de la comunidad de Boca Canasta cuando este se dirigía desde su propiedad en la Boca del Rio hacia a su casa y tras una negociación fue liberado tras tener que pagar 400 mil pesos a uno de ellos que se ubicó en la calle Sánchez, frente al cuartel de los bomberos de Baní, en pleno centro de la ciudad.

Diomedes Armando Peña Romero, de 57 años de edad, narró que fue cuando transitaba a bordo de su camioneta marca Isuzu Dima, color azul , placa L204484 por la carretera que conduce hacia su propiedad fue interceptado por dos hombres vestidos de militares que lo mandaron a detener quienes le preguntaron que si tenía arma de fuego y que le mostrara los documentos de la misma.

Dijo que procedió a mostrarle los documentos pero que estos, que se desplazaban en un vehículo tipo Satition viejo de color blanco, procedieron a a apresarlo y decirle que tenían que ir a la Policía de Baní para interrogarlo y lo amarraron los pies y las manos con unos cordones y le vendaron los ojos y lo trasladaron en su vehículo hacia una casa abandonada ubicada frente a la zona franca banileja en el municipio de Matanzas.

Peña Romero declaró que una vez en dicho lugar, se presentaron otros dos hombres quienes una vez en el lugar procedieron a quitarle la venda de los ojos y de los pies, dejándolo atado de las manos y con armas de fuego en las manos, procedieron a decirle que “a ellos le había pagado un millón de pesos para que lo lleven a un lugar en el Distrito Nacional”.

Narró que sus secuestradores le dijeron que si él quería negociar con ellos para salvar su vida, le propusieron que buscara cinco millones de pesos y tras decirle que no disponía de esa cantidad, acordaron entregar 400 mil pesos a un hombre que los plagiadores ubicaron en la calle Sánchez, frente a la estación de bomberos de esta ciudad.

Indicó que tras esa negociación el tal Basilio se presentó con el dinero al lugar donde estaba secuestrado y comenzaron a repartirse el dinero entre ellos y tras recorrer varias calles de la ciudad emprendieron ruta hacia la capital y lo dejaron abandonado junto a su vehículo en el poblado de Najayo, San Cristóbal, desde donde regresó sano y salvo donde sus familiares.

En la dotación policial de Baní se informó que tras recibir la denuncia del señor Diómedes Peña Romero, oficiales y agentes de la Dirección Adjunta de Investigaciones Criminales (Dicrim) se trasladaron a la casa abandonada donde estuvo retenido y encontraron en dicho lugar prendas policiales y militares de colores gris y negros, protectores de rodillas, botas, unos lentes y una mochila de color gris conteniendo en su interior pertrechos militares.

 


 
Google

SU DONACION PUEDE AYUDAR A MANTENER NUESTRA PAGINA

 
 

 

Hoy es         Hora: 

 

Samuel Sanchez
Administrator
webmaster@bocacanasta.com
 

 

Presione aqui para hacer Bocacanasta.com su pagina de inicio

® Derechos reservados / Copyright ©